SMF INSTITUTE


Completo y eficaz programa de ejercicios ideados por el Dr. Sergio Simphronio, que han sido investigados y aplicados durante quince años a las más diferentes poblaciones, con excelentes resultados. Se trabajan los músculos de una manera muy intensa exigiendo una gran solicitación de las fibras musculares.  

Puede ser aplicado tanto como un programa de medicina preventiva, como de tratamiento.

Está indicado a todo tipo de público y patologías, en especial a aquellas personas que tienen problemas de espalda y anomalías de curvatura fisiológica (lordosis, cifosis, escoliosis). También está indicado para personas con movilidad reducida, obesidad, lesiones o en fase de recuperación de las mismas.


Programa basado en la estimulación a la práctica de la actividad física de las personas adictas al tabaco y que quieran dejar de fumar.  El objetivo de este programa es propiciar una mejoría en la capacidad cardiorrespiratoria   del fumador, y promover una actitud positiva que incentive  el abandono del consumo de tabaco y la práctica del ejercicio físico y hábitos saludables.

Son muchas las  personas que desean dejar de fumar, pero que no son capaces de hacerlo debido a que la química del tabaco en su organismo les supera. Es interesante recordar que cuando una persona fuma está ingiriendo una gran cantidad de sustancias químicas muy adictivas y perjudiciales para su salud y para las personas con las que conviven.


Es un programa que combina actividad física y nutrición.

En los días de hoy los cambios son evidentes si comparamos con años atrás. La sustitución de los desplazamientos caminando por el  uso del coche, la  disminución del tiempo de ocio,  el aumento del estrés, la falta de actividad física, las malas dietas, todos ellos factores que tienden a disminuir el gasto energético y  a aumentar el deterioro.

Como sinónimo de una vida sana, una persona debería por costumbre  tener  una dieta equilibrada, ir al gimnasio con regularidad y entrenar sistemáticamente su  sistema cardiovascular, además de trabajar fuerza y tonificación de su musculatura con sus pertinentes estiramientos.


Un programa especialmente concebido para mejorar la calidad de vida de las personas que padecen estrés. Esta enfermedad está presente en todos los ámbitos laborales, y no laborales. Desafortunadamente, es una enfermedad que está socialmente bien aceptada, pues muchas veces se asocia con el éxito y con la alta responsabilidad laboral (por ejemplo, ejecutivos), pero con consecuencias muy graves. Es posible conseguir el éxito sin necesidad de padecer estrés, y para ello es fundamental desarrollar las más distintas estrategias para no sucumbir a él. Hay varias herramientas que se utilizan para defenderse del estrés, y la más efectiva es la actividad física.

Desafortunadamente, en todo el mundo los tratamientos que se prescriben para ayudar a las personas que padecen de estrés son químicos y en realidad sirven para solventar algunas de las consecuencias que produce, pero no sirven para curar el estrés.


Este programa está enfocado a suplir el deterioro de salud que suelen padecer os ejecutivos en función del estrés de su trabajo. Dentro de nuestra experiencia con esta población específica, hemos desarrollado una clase de entrenamiento que intenta mejorar su calidad de vida. Sabemos lo que les afecta la cantidad de horas de largos viajes, de horas sentados, las malas dietas, los vicios posturales, el tabaquismo, el estrés del entorno laboral en la consecución de objetivos, etc. Todo el entrenamiento se basa en, por un lado, inhibir la liberación de la ACTH (cortisol), y por otro lado, mejorar su fuerza, tono muscular, y capacidad cardiovascular.


Todos pasaremos por la vejez cronológica, pero la vejez biológica no tiene por qué existir. Uno de los ejes clave  para que una persona  pueda disfrutar de una vejez equilibrada es hacer ejercicio y mantener una buena alimentación. 

Con la actividad física se obtienen algunos beneficios que evitan que el proceso de envejecimiento deteriore la condición funcional de la persona evitando su aislamiento social y mejorando su calidad de vida.

La inactividad influye en el proceso de envejecimiento de una manera directa, además de disminuir la expectativa de vida por la predisposición a padecer enfermedades relacionadas con la edad.


La hipertensión arterial y la hipercolesterolemia (colesterol alto) están considerados entre los más importantes factores de riesgo cardiovascular.

La realización de ejercicio tiene un efecto muy beneficioso sobre los niveles de colesterol.

Facilita el control del peso.

Reduce la presión arterial.

Mejora los lípidos de la sangre, disminuye los triglicéridos y aumenta el colesterol-HDL ("bueno").


Programa de fortalecimiento muscular general, de resistencia, fuerza y estiramientos, enfocados hacia la reestructuración muscular, la reeducación postural, la corrección de anomalías de curvatura fisiológica ocasionadas por los vicios posturales, etc. En la mayor parte de los casos en los que existe dolor de espalda, y en ausencia de algún problema de hernia discal, aplastamiento de vértebras, artrosis, etc., con el trabajo dirigido de fortalecimiento muscular, se consigue mitigar el dolor de una manera excepcional.


La gimnasia laboral consiste en una serie de ejercicios físicos realizados tanto en el ambiente de trabajo como fuera, dentro o no de un horario laboral, con el objetivo de mejorar la salud y de evitar lesiones por esfuerzo repetitivo y algunas dolencias ocupacionales, además de aliviar el estrés. El tipo de entrenamiento se enfoca en función del tipo de actividad laboral de los trabajadores. Los ejercicios tienen como objetivo preparar la musculatura de los trabajadores para las exigencias laborales que encontrarán en su día a día, como un ejemplo estar sentado, o de pie, durante muchas horas.